El Jardin Majorelle en Marrakech

Y llegamos en taxi, regateado obviamente, a uno de los lugares mas visitados en Marrakech: el Jardin Majorelle. Íbamos para averiguar la razón 😀

Información para Visitar el Jardin Majorelle

¿Cuanto cuesta?
La entrada cuesta 70 dirham (precio actualizado de 2017), que son unos 6 euros.

¿Se pueden tomar fotos?
Si.

¿Cuales son los horarios?
Del 1 de octubre al 30 de abril 8:00 AM a 5:30 PM, del 1 de mayo al 30 de septiembre 8:00 AM a 6:00 PM, durante el ramadan de 9:00 AM a 5:00 PM

Entrada al Jardín Majorelle

Un poco de historia

El jardín fue creado por el pintor francés Jaques Majorelle. Todo comenzó en 1922 cuando compro una finca de palmeras colindante con el palmeral de Marrakech. Durante 40 anos creo en la propiedad su chalet el cual, por ser aficionado a la botánica, rodeo de plantas diversas que traía de sus viajes por el mundo. Por ahí de 1937 el pintor crea un color azul diferente a lo que había en ese momento y se le bautizo como el Azul Majorelle. Toda la propiedad fue pintada de ese color y en 1947 se abre el jardín al publico para que todos pudieran disfrutar de este nuevo color.

En 1962 el pintor sufre un accidente que le hace refugiarse en París y el jardín queda abandonado 🙁 pero no duraría para siempre: en 1980 Yves Saint Laurent y su pareja Pierre Bergé adquieren la propiedad y la restauran. Enriquecen el jardín y hacen lo posible para que el trabajo del artista no se pierda. Los esfuerzos fueron recompensados ya que en la actualidad este lugar es uno de los mas visitados en Marrakech.

Monumento en honor a YSL

Nuestra visita al Jardin Majorelle

Apenas pone uno un pie adentro y se respira una gran paz. A pesar de estar lleno de turistas, se respira calma, aire fresco. Encantador. Al adentrarnos en el lugar nos vemos instantáneamente rodeados del “azul majorelle”. Efectivamente había plantas de todo el mundo, aunque mi especial atención iba hacia las plantas desérticas que me recordaban a mi ciudad 😀 también había varias fuentes (con agua) y varias palmeras.

Entre las plantas desérticas que había en el jardín pude ver desafortunado “asiento de suegra” que es la enorme esfera con espinas que tiene Vicente cerca de la mano 😀 no quiero imaginar que estaría pensando el que bautizo con ese nombre a la planta cactácea.

Aquí los dejo con un vídeo del jardín:

Duramos un rato dando la vuelta y cuando terminamos nos fuimos a sentar a una banca pudimos seguir disfrutando de la calma y descansamos de tanta caminata que habíamos hecho durante el día 😀 en serio que este lugar los que lo visitan tienen que tomarlo como un ¡merecido break del caos de la ciudad!

Hasta luego

Pero las visitas no acababan ahí, ya que seguiríamos descubriendo Marrakech.

5 Comentarios

  1. Caro-Yax 6 mayo, 2012 Responder
  2. kathy 10 septiembre, 2012 Responder

No seas tímido(a), dejanos un comentario!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *