fbpx

¿Que ver en el Louvre? un imprescindible en París

Home » Francia » ¿Que ver en el Louvre? un imprescindible en París

Te mostramos lo que se puede ver en el Museo del Louvre, un museo indispensable en tu visita a París. Te damos consejos para visitarlo.

Uno de los museos indispensables si vas de visita a París. Si le puedes dedicar mas de un día, mejor, pero si no es posible aun así no te lo pierdas durante tu viaje a Francia. En este artículo de mostraremos algunas de las cosas que puedes ver en el Louvre.

Te puede interesar: Consejos para viajar a Europa por primera vez

¿Como llegar al Museo del Louvre?

Se puede llegar en metro, las estaciones más convenientes son Palais-Royal-Musée du Louvre de la líneas 1 y 7 y la estación Louvre-Rivoli de la línea 1.

Comprando los boletos

Los boletos se compran en la taquilla o por Internet. Para evitar la cola de la taquilla, es recomendable comprarlos por internet, pero en ese caso hay que tener muy claro la hora a la que se va a entrar a visitar.

Horarios de visita: Abierto todos los días, excepto martes, de 9 AM a 6 PM, y hasta las 9:45 PM los miércoles y viernes.

Costo: 17 euros. Para evitar la fila te recomendamos usar el Paris Pass.

También se pueden reservar visitas guiadas al Louvre, que ya incluyen la entrada y poco mas de dos horas de explicaciones sobre las obras mas importantes. Igualmente hay audioguías disponibles en taquilla por 5 euros.

¿Quieres organizar un viaje por tu cuenta a Francia?

Compra aquí tus boletos de entrada sin hacer la cola

Adquiere tu vuelo para Francia

¿Que hacer si tus maletas no llegan contigo?

Hoteles a los mejores precios en Francia

Renta un automóvil para tu viaje al mejor precio posible

Obtén 25 euros de descuento en tu primera estancia en AirBnB

  Reserva tours y excursiones en Español

  Seguro "Cap Schengen" con asistencia y repatriación, para viajeros No Europeos que viajen a Europa

  Compra tu tarjeta SIM para poder tener datos y llamadas en varios países del mundo. Obtén el chip GRATIS con el código charcotrip

Contrata tu seguro de viaje con IATI y obten un 5% de descuento por ser lector de CharcotripSeguro con IATI

Un poco de historia

El origen del Louvre viene del siglo 13. Se trataba del palacio real en París hasta Luis XIV lo transfirió a Versalles. Fue transformado en museo en 1793, durante la revolución francesa. En el se encuentran obras de arte que van desde el 7 a.C. hasta los años 1850. Las colecciones se encuentran distribuidas en cinco plantas y tres alas.

Algo que hay que saber y aceptar de antemano al visitar el Museo del Louvre: NO SE PODRÁ VER TODO EN UN SOLO DÍA. Una vez que aceptemos esto, podremos visitar el museo sin estrés excesivo y más bien pensando en cuales son las obra que no queremos perdernos en nuestra visita.

Visitando el Museo

No olvides tomar los mapas que se ofrecen en la entrada, están disponibles en varios idiomas, incluido el español. Lo ideal es tomar nota de las plantas y las obras que sí o sí queremos ver, una vez hecho esto podremos ahora si “perdernos por el museo” y observar con calma durante el tiempo que nos quede disponible. Les recomiendo quedarse todo el día en el museo para aprovechar al máximo.

Te dejamos el mapa oficial del Louvre para que lo consultes aquí.

Encuentra tu camino en las salas

Dependiendo a la hora que vayas, y esto sucede casi todo el tiempo, el museo estará lleno de gente. Es un hecho inevitable que hay que aceptar. Es algo que puedes mitigar llegando a primera hora, aunque igual estarás solo muy poco tiempo. O quedándote hasta el final, pero sin garantía de que estará vacío.

Respira hondo y trata de recorrer con calma, no dejes que la muchedumbre te impida admirar las obras que has venido a ver.

Mucha gente a la vista

Estatuas griegas y romanas

En el museo se exponen varias de estas estatuas y fue la primer sección que recorrimos durante nuestra visita. Como las que vimos en el Museo de Arqueológico de Atenas, impresiona ver el detalle con el que fueron elaboradas, sobre todo pensando en lo antiguas que son.

Artes de América

En el Louvre hay una gran sección dedicada a las artes de América, en ella se exponen piezas arqueológicas que podemos reconocer fácilmente de que país vienen.

Pinturas Europeas

Hay muchas obras que ver de arte antiguo de España, Francia, Italia y Europa del Norte en el Louvre. Hay tantos cuadros que, en un día, es imposible verlos todos. Al menos admirarlos como es debido.

En lo personal tengo que decir que este es el tipo de pintura que mas disfruto, me encanta ver el detalle con el que fueron hechas. Todo tan sutil y delicado, a veces parece una foto.

El encuentro con la Mona Lisa

Tengo que decir que es, por mucho, la sala con mas visitantes y es que todos se abalanzan a verla. Todos quieren tomarle una foto y es difícil admirarla de verdad. Peor aun para las otras obras que están en esa sala, es casi imposible observarlas con calma. Aun así no quise irme sin mi “selfie Mona Lisa” y la conseguí, pero no pude evitar sentir frustración de la cantidad de gente que había. Pero a la vez es una de las cosas que sí o sí hay que ver en el Louvre, así que los sentimientos son encontrados.

En ese caso prefiero la manera en que la manejan en el Cenacolo Vinciano en Milán, donde puedes admirarla con poca gente pero por un tiempo limitado, al menos ese poco tiempo si puedes admirar la obra en paz.

Objetos del Imperio y la Corona

En otra sección del museo pudimos ver varias salas con objetos de los tiempos de los reyes franceses y más reciente: del imperio de Napoleón. Hasta vimos la cama donde dormía y las joyas de su esposa la emperatriz.

La pirámide del Louvre

A pesar de ser una construcción bastante reciente, hoy en día nadie imagina al Museo del Louvre sin sus pirámides de cristal. Pero hay que saber que en su momento hubo mucha polémica alrededor de su construcción, esta fue llevada a cabo por el arquitecto sino-estadounidense Ming Pei y el proyecto tuvo que sufrir los ataques de los medios conservadores que se oponían a que “una pirámide de cristal” estuviera ahí por tacharla de «grado cero de arquitectura» o «casa de muertos». Finalmente la construcción se termino en 1989.

Hoy en día es un símbolo del Museo del Louvre y una atracción más para los visitantes.

Algunos de los enlaces en este artículo incluyen enlaces de afiliados. Esto significa que si realizan la compra de un producto aquí listado siguiendo estos enlaces yo recibiré una comisión. El uso de este enlace no incrementa el precio final para ustedes y así nos ayudan a mantener nuestro blog vivo.

¿Te gustó este artículo? Suscríbete y recibe la newsletter cada mes con consejos y destinos viajeros que te pueden interesar. Ademas te llevarás tres fondos de pantalla para tu celular de regalo ¡GRATIS!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.